QUILMES: MOLINA ACOMPAÑÓ A MARÍA EUGENIA VIDAL EN LA INAUGURACIÓN DE UN ESPACIO PARA LA MEMORIA

Invitado por la gobernadora, el intendente de Quilmes participó del acto realizado en la ex comisaría 5ta. de La Plata, que fue usada como centro clandestino de detención en la última dictadura militar. Entre los invitados, estuvo la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto.

0
237

Estuvieron presentes la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto; el nieto recuperado nacido en esa dependencia durante la última dictadura, Leonardo Fossati; el vicegobernador bonaerense, Daniel Salvador; el Secretario de Derechos Humanos de la Provincia, Santiago Cantón; el ministro de Seguridad, Cristian Ritondo y el intendente de La Plata, Julio Garro, entre otros.

Allí, María Eugenia Vidal destacó la labor que realizan los organismos de derechos humanos y aseguró que trabajará en conjunto con ellos “más allá de algunas diferencias”. Y que el Estado tiene “la obligación de que esto siga en la Memoria de las futuras generaciones”. Por su parte, la titular de Abuelas dijo: “Este lugar se vuelve nuestra casa. La Memoria se afianza. Hay una voluntad política, la festejamos y la reconocemos”.  “Queremos que no se olvide y que se castigue con todo el peso de la ley”, agregó.

Luego del acto, Martiniano Molina expresó: “Este es un día histórico, la gobernadora María Eugenia Vidal y la presidente de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, fueron muy claras en establecer este espacio de la memoria, para recordar ese momento duro, triste y doloroso que vivió nuestra argentina. En este lugar van a ser las abuelas las que estén a cargo de contarle a los más jóvenes lo que sucedió, para que no se olviden y para que ese ´nunca más´ se concrete”.

Asimismo dijo: “En Quilmes se avanzó en la recuperación de un espacio como El Pozo, donde sucedieron estas atrocidades. Como sociedad tenemos mucho por madurar, pero también tenemos que exigir que ese ´nunca más´ siga vigente para todos los genocidas que tanto daño hicieron, confío en la justicia, pero como ciudadanos tenemos que exigirles que nos representen como necesitamos”.

La comisaría 5ta., ubicada Diagonal 74 entre 23 y 24, funcionó, entre abril de 1976 y febrero de 1978, como un centro de detención que alojó a unas 200 personas, entre ellas niños y al menos trece mujeres embarazadas que dieron a luz en lo que se conocía como la maternidad clandestina.

Los actos a nivel local
En la ciudad de Quilmes también hubo actos para conmemorar el Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia, que recuerda el aniversario del último golpe militar en el país, ocurrido el 24 de marzo de 1976.

Además de una ronda en la plaza San Martín, la actividad principal se dio en El Pozo, el edificio donde funcionaba la sede de la Brigada de Investigaciones de la Policía Bonaerense que fuera usado como centro clandestino de detención durante la última dictadura.

Allí, un grupo de sobrevivientes ofreció charlas guiadas a quienes visitaron el edificio, en una recorrida por los calabozos.

Además, en la calle Allison Bell, desde la esquina con Garibaldi (sede de El Pozo) y hasta el Hospital Iriarte, se pintaron pañuelos blancos, que son reconocidos como símbolos de la resistencia de las Madres y las Abuelas de Plaza de Mayo.

Estas actividades fueron organizadas y coordinadas por la Subsecretaría de Derechos Humanos de la Municipalidad, a cargo de José Estevao.

El Pozo de Quilmes será reconvertido en un sitio para la memoria, para lo cual se formó un consejo junto con el Colectivo Quilmes, Memoria, Verdad y Justicia, la Comisión Provincial por la Memoria y la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia de Buenos Aires.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here